1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (13 votos)
Cargando…

Les pongo un capitulo mas de el profesor morboso, donde el profesor continua espiando por las cámaras a su nene y nena, lo que lo ponía caliente y termino otra vez manoseando a su nena y nene, así como algunas situaciones que se dieron en el colegi.
Mis relatos no son reales —– Nada es verdad nada es mentira todo depende del cristal con que se mira —- al escribir mis relatos tienen un poco de varias categorías por lo que lo subo en la categoría que trata más el relato, por lo que la continuación podría quedar en otra categoría.

Después del cumple años once de Sebastián y nueve de Laura, por ver lo que hacia a ella con sus prima y a el con sus primos, supe que los dos ya se ponían calientes queriendo tener contacto con otros para disfrutar de su sexo, al ve por las cámaras lo que hacían me excitaba y terminaba masturbadme como adolescente mirando películas porno hasta que terminaba sacándome semen.
Hasta el un día que mi princesa andaba de caliente y no se puso panty, eso nos llevo a que se dejara que le pegara una manoseada haciendo que disfrutáramos el momento, al terminar estaba arrepentido por lo que le hice a mi hija porque debí haberme controlado, pero al mismo tiempo me sentía satisfecho por la manoseada que le di haciendo que gozara.

No pasaron muchos días en que se dio la oportunidad de manosear a mi nene, lo masturbe hasta hacer que le saliera su liquido seminal ya con un poco de semen y después el me ayudo a sacarme semen, los dos gozamos y disfrutamos el momento, al terminar con el no me arrepentí por ser hombre, pero también trate de controlarme con el.
Después de eso las cosas se dieron muy rápido, continué espiándolos mirando si andaban calientes masturbándose o intentado hacer algo entre ellos, porque a Laura le gustaba poner caliente a su hermano y después no dejaba que le hiciera nada.
Una mañana baje a la oficina para verlos vestirse por la computadora, ella se peinaba en corpiño rosa con corazoncitos rojos y mini shorts blanco, el regreso del baño se quito la toalla Oviedo su pene parado, saco el uniforme de deportes se puso el shorts sin trusa, playera, calcetas y pants, se peino y bajo a desayunar, mi esposa fue a ayudar a peinar a Laura, se puso la falda, blusa, calcetas y también bajo.

Me quede con la duda porque el rojo no se puso trusa, mientras daba la clase pensé preguntarle a mi amante Aldo que se enteraba de todo lo que pasaba en el colegio, al llegar el receso empezaron a salir y le hice señas a Aldo que esperara, ya a solas nos besamos lengua acariciándole las nalgas.
—- Querido, me di cuenta que mi nene hoy no se puso trusa solo el shorts, no se porque —-
Sonrió y me beso de lengua
— querido profesor, ya sabe que las nenas tienen el reto del mira, mira y dejan que les miren las nalgas y concha, los compañeros morbosos no quieren quedarse a tras y están haciendo su mira, mira para que las nena les vean las bolas y pija jajaja —-
Me toco el pene sobre el pantalón y agrego.
—- seguro el rojo va a dejar que le vean las nenas vean su mercancía, a lo mejor hasta yo se la veo jajaja —
Se apeno por lo último que dijo.
—- perdón profesor, usted sabe que su nene me gusta —
Lo bese en la boca.

—- Aldo no te preocupes se que a ti te gustan los nenes, ve al receso y si le ves las bolas y pija me dices, yo desde la cafetería de profesores voy a ver que hace el rojo jajaja —
Antes de salir nos dimos un beso de lengua, el bajo al patio y yo me fui a la cafetería, me senté donde podía ver casi todo el patio, busque a Sebastián y Laura que estaban sentados en la banca de siempre comiendo lo que les hizo su mama, el rojo se había quitado el pants y andaba en shorts que le llegaba un poco mas arriba de medio muslo y no era muy pegado, al terminar de comer el llevo la basura a los botes, regreso con Laura y en lugar de sentarse se monto en la banca frente a ella, con una mano jalo la entre pierna del short para que viera que no traía trusa, ella sonrió diciéndole algo mientras el se tocaba, rieron los dos el se sentó normal en la banca y abrió las piernas aunque pasaban frente a el nenas y nenes de todas edades, no tarde en ver que mi amante paso frente a el, mire el descaso de las escaleras donde estaban dos nenas dejándose ver por los morbosos que pasaban por abajo, llegaron dos amigas de mi princesa para que fuera con ellas, el rojo se quedo con las piernas abiertas por lo que seguro las nenas le vieron los testículos y pene, a lo mejor hasta duro por lo caliente que era, se puso de pie mi princesa y le dijo algo al oído a sus amigas rieron y se fueron las tres.

El se quedo un poco mas y paso otra vez Aldo, desde donde estaba no podía saber cuantas nenas y nenes le vieron los testículos y pene, después se fue a hablar con los amigos hasta que termino el receso.
Me pare en la puerta del salón mientras entraban y detuve a mi amante, cuando entraron todos le dije
—- que paso con el rojo jajaja —-
Me miro.
—- si se dejo ver, tiene una pija grande jajaja —-
No podía tocarlo porque los demás nos podían ver.
—- si lo se, se la he visto muchas veces jajaja, aparte de ti se la vieron muchos —
Sonrió.
—– no lo se, seguro que su hermana y las que estaban con ella si se la vieron, también vi a otras nenas que lo vieron y de nenes tres de sus amigos y uno de tercer año —
Le di las gracias y entramos para dar la clase.

Al llegar a casa fui a la oficina para ver por las cámaras que pasaba, ellos dejaron las mochilas en la oficina, Sebastián traía puesto el pants y subió a su cuarto, Laura fue a la cocina a tomar agua y hablo con su mama, se encendió la cámara del cuarto del rojo, se quito la ropa quedando desnudo, tenia el pene parado lo agarro y se lo jalo mirándose en el espejo, vi subir a mi nena se encendió la cámara de su cuarto se quedo pensando salio y entro al cuarto del rojo que se masturbaba, al verla soltó el pene mientras ella decía
—- porque dejaste que te vieran tu cosa mis amigas —-
Sonrían contestando.
—- jajajaja, si tu dejas que mis amigos te vean las nalgas y concha, porque yo no les puedo enseñarles las bolas y pijas a tus calientes amigas jajajaja —-
Ella se quito la falda, mini shorts y panty.
—- no es lo mismo, porque ustedes son mas morbosos y siempre quieren vernos, a nosotras no nos interesa mucho ver su cosa jajajaja —-
El se agarro el pene con dos dedos jalándolo muy despacio haciendo que el cuerito le tapara y destapara la punta.

—– según tu, a ustedes no les gusta vernos el palo, entonces porque me estas mirando jajaja seguro estas caliente y quieres que te lo meta jajaja —
Los dos estaban calientes y celosos de que otros les vieran sus sexos, ella agarro su ropa del piso.
—– el que esta caliente eres tu, me voy a quedar sin panty para que me veas así sigues de caliente y te jales tu cosa para sacarte el liquido ese jajaja —
Se fue a su cuarto, mi esposa les grito que bajaran, el se puso solo un shorts y playera para bajar a comer, ella se puso un top verde con amarillo y una falda recta de mezclilla que le quedaba un poco arriba de media pierna y bajo.
Verlos calientes me puso excitado, fui al baño a ponerme un condón para no mojar la trusa si se me salía semen, al estar comiendo hablaban entre ellos como si nada paso, durante la comida aunque estaba excitado pensaba que me tenia que controlarme para no manosear otra vez a mi princesa, dejando que ellos solos se bajaran lo caliente que andaban.
Al terminar de comer se pararon a llevar los trastes al lavabo, al rojo en el shorts se le veía la carpa de circo que hacia su pene duro, a ella se miraba linda dejando ver la cintura y ombligo por el top, con la mini falda se miraban sus ricos muslos.

Como era día de karate y gimnasia los dos le ayudaron a su mama con la limpieza de la cocina, me fui a la oficina a preparar la clase del día siguiente y ver el trabajo que me mandaban de una universidad, primero entro Sebastián para hacer tarea, saco de la mochila lo que necesitaba sentándose en la silla giratorio tras de mi, unos minutos después vi entrar a Laura que se había subido un poco mas la falda, la mire de reojo sacar de su mochila lo que necesitaba empinándose dejando ver las nalgas, ano y vagina un poco hinchada, el rojo la miro dejando de escribir, ella puso sus cosas en el escritorio y se sentó en la silla giratoria frente a el con las piernas abiertas con una sonrisa morbosa, el giro su silla jalando la entre pierna del short y se saco los testículos y pene parado, los dos a veces me veía cuidando que no los viera yo, solo fueron unos instantes, se sentaron bien y se pusieron a hacer su tarea y solo a veces alguno de los dos se dejaba ver por unos segundos.
El tardo una hora y media en terminar, se paro a mi lado para que se la revisara, su pene ya no hacia carpa de circo porque lo tenia apuntado al ombligo por lo excitado que se puso, le dije que estaba bien y fue a meter sus cosas a la mochila, me pidió permiso de salir un rato con los amigos, antes de salir vi que subió la pierna del shorts para que su hermana le viera el pene parado.
Laura no tardo mucho en terminar y me la trajo para que la revisara, al hacerlo miraba de reojo que se subió la falda a dos dedos debajo de las nalgas, el pene me punzaba atrapado en la trusa por lo excitado que me pusieron los dos, le dije que estaba bien que ya podía ir a ver su telenovela que casi empezaba.

Al ir a meter sus cosas a la mochila no me aguante y decidí ver si la atrevida y caliente de mi nena se dejaba manosear otra vez, gire la silla hacia donde estaban las mochilas ella se empino dejando ver las nalgas, ano y vagina con los labios un poco abiertos por lo excitada que estaba, se dio cuenta que la miraba pero continué metiendo sus cosas, al terminar giro mirándome, sonriendo y subió la falda del frente dejando ver la vulva hinchada con los labios un poco abiertos, camino hacia mi.
—– papi, otra vez tenia mucho calor y no me puse panty —
Se metió entre mis piernas pasando los brazos por el cuello y me beso en la boca, no podía creer que mi nena quería otra manoseada, dejo de besarme.
—– papi, hazme sentir otra vez cosas ricas como el otro día —-
También era lo que yo deseaba pero no quería ser muy descarado, metí las manos bajo la falda acariciándole las nalgas tiernamente.
—- princesa, tu mami esta en la sala, nos puede ver y se enojaría —-
Me beso en la boca y dijo al oído.

— ándale papi, solo un poco para sentir cosas ricas, si viene mami nos separamos jajaja —
Le bese el cuello cerca de la oreja acariciándole las nalgas metiendo un dedo en el surco, al sentir me abrazo mas fuerte
—- princesa, eres como mi hermana —
Le bese en la boca y metí una mano entre las piernas picándole con un dedo la vagina y agregue
—– cuando mi hermana Irene tenía once años, también me pedía que le tocara su cuerpo —–
Nuestras caras estaban pegadas por lo que escuchaba su respiración acelerada diciéndome al oído
—- jajajaja mi tía te decía que le tocaras —-
Con la otra mano le toque la vulva y clítoris y suspiro.
—- me gusta cuando me tocas así papi, a mi tía le gustaba también —-
Le bese el cuello y agregue.
—— si le gustaba princesa, por eso lo hacíamos cuando teníamos ganas —
Nos besamos con la boca abierta y sentí como me toco el pene sobre el pantalón
—– mi tía se dejaba que le metieras el pene en la vagina jajaja —-
Le metí un poco más el dedo a la vagina, diciéndole al oído.

—- ella es dos años mas grade que yo, a veces después de tocarnos me pedía que se la metiera y si lo hacíamos jajajas —-
Ya tenia muy húmeda la vagina, estaba muy excitada, me abrazo más fuerte escuchado un pequeño gemido
—– mi abuela y tía Ana no les decían nada jajajaja—
Le saque el dedo de la vagina acariciándole las nalgas y piernas.
—– lo hacíamos a escondidas, nunca nos vieron jajaja, a poco tu el rojo no hacen travesuras a escondidas de nosotros jajaja —
Sonrió morbosamente y me dio un beso de piquito.
—– no papi, como crees jajajaja —
Le metí otra vez la punta del dedo haciendo que el cuerpo se le estremeciera.
—— tampoco has hecho cosas con amigas o amigos jajajaja —
Me recargo la cabeza en el hombro dejando salir un gemido más fuerte.
— no te enojes papi, si he dejo que mi hermano me vea desnuda, pero el también me deja ver su cosa así parada jajaja, pero nunca nos hemos tocada ni me mete su cosa como tu a mi tía jajaj —-
Con un dedo jugaba con su clítoris, en la cara se veía como estaba gozado la manoseada.
—– princesa no me enojo, tu puedes hacer lo que quieres con tu hermano si el quiere también, solo cuídense que nadie los vea, ni se lo cuentes a nadie, solo si sabes que va a guardar el secreto —
Sonrió y me beso con la boca abierta.

—- por eso te lo conté a ti papi, porque se que no se lo vas a decir a mi mami, ni hermano jajaja —
Sin dejar de jugar con su clítoris quise ver si me contaba de las otras cosas que hacia se de sexo.
—– princesa y solo has hecho eso con el rojo, con nadie mas has jugado cosas así calientes jajaja —
Cada vez gemía más seguido y fuerte.
—– papi, me estas haciendo sentir cosas muy ricas —-
Cerró los ojos gimiendo quedito, los abrió mirándome.
—- jajaja bueno te voy a decir otras cosas, cuando viene mi amiga Karla y subimos al cuarto, nos besamos y tocamos jajaja —-
Ya estaba tan excitando que en se momento me llego el orgasmo sintiendo como el pene echaba fuera el semen, la bese en la boca mientras terminaba, ella sintió como mi cuerpo se estremeció y deje escapar un gemido, cuando deje de besarla.
—- que paso papi —
No le podía decir que se me salió el semen por manosearla.
—- nada princesa, si te gusta tocarte con tu amiga lo pueden hacer, solo cuídense que nadie lo sepa, con quien mas haces cositas calientes? jajaja —
Me beso, sonriendo cuando iba a hablar, mi esposa le garito
—- nena, ya va a empezar la telenovela —
Laura dio unos pasos atrás bajando y acomodando la falda, me miro sonriendo
—- mejor ya me voy no sea que mami nos vea jajaja —
La agarre de una mano y metí la otra bajo la falda tocando la vagina húmeda y abierta
—- princesa cuídate que tu mami no te vea sin panty, estas muy excitada —
Me dio un beso de piquito.

—- no te procures papi, antes voy a subir al cuarto a péneme el leotardo de gimnasia y un shorts para que no se de cuenta —
La vi subir dejándome excitado aunque había tenido orgasmo.
Entro a su cuarto y por la cámara mire que se desnudo, saco un leotardo , un mini short y se los puso mirándose en el espejo, se puso la misma falda y bajo, antes de terminar de bajar la escalera como la miraba se subió la falda para que viera que traía shorts.
Mire el video de cuando llegaron del colegí y discutían porque se dejaban ver, me toque el pene hasta que tuve otro orgasmo.
Llego la hora de ir a la clase de gimnasia y karate, al regresar me duche rápido para ver si continuaban de calientes, Laura aun estaba en la ducha y Sebastián en su cuarto ya estaba en trusa esperado que saliera su hermana para ducharse, cuando la vio entrar a su cuarto el fue a duchar, sus testículos y pene colgaban al no estar excitado, ella se quito la toalla mirándose en el espejo tocándose las nalgas, concha y pecho, aun se miraban abultada y un poco abiertos los labios de la concha, se puso un conjunto de corpiño y panty bikiny azul cielo con estrellas amarillas y bajo con su mama a ver televisión mientras cenábamos, el rojo al terminar de ducharse se puso un trusa bikini azul cielo con el resorte rojo y bajo.
Al otro día era sábado por lo que vimos una película hasta las once de la noche que subieron a dormir, fui a la oficina para ver si hacían algo poniéndome un condón, se acostaron y entrado mi esposa a darles su beso primero a ella y después a el, continuaba excitado y quería manosearla un poco mas así que subí y entre primero con el rojo a darle su beso, no se le notaba el pene parado.
—– que pases buena noche súper rojo —-
Nos besamos de piquito.

—– gracias papi —
Me pase al cuarto de Laura, me senté poniendo la mano en la vulva sobre la panty, se levanto un poco pasando los brazos por el cuello y nos besamos en la boca, metí la mano bajo la panty acariciado la vulva, dejo de besarme y le dije al oído.
—- princesa quieres que te toque un poco, o te vas a dormir —
Sonrió abriendo las piernas.
—— papi, hazme sentir rico —-
Mientras le quitaba la panty le dije
—- solo un poco princesa, porque puede venir tu mami —-
Le acaricie la vulva y metí medio dedo en la vagina, subió un poco la cadera dejando salir un gemido, le bese el cuello.
—- nena, si te lastimo dime y dejo de hacerlo —-
Me beso en la boca.
—- no me lastimas papi, ciento rico —
Con la otra mano le acariciaba el cuerpo, cerro los ojos disfrutando lo que le hacia, a veces nos besábamos de lengua, el pene me punzaba bajo el pants, ella se tocaba los pechos, cuerpo y vulva dejando salir pequeños gemidos, sentí que me toco el pene sobre el pants.

—- papi, tu cosa esta muy dura jajaja —
Para distraerla le metí más el dedo, abrió más las piernas subiendo la cadera y gimió más fuerte.
—– princesa, así se ponía mi hermana cuando la manoseaba hasta que le daba orgasmo saliendo liquido —-
Respiraba entre cortada y gemía quedito para que no la fueran a oír, mi nena estaba a punto del orgasmo, por lo excitado que estaba me atreví a meterle lo que faltaba del dedo, puso una mano en su vulva subiendo la cadera gimiendo
—- papi, papi me haces siente muy rico—-
Le llego el orgasmo, bajo la cadera y relajo el cuerpo, sentí como la vagina punzaba apretándome el dedo y mojo un poco la mano, cuando se recupero abrió los ojos sonriéndome, la bese en la boca.
—- princesa, creo gozaste mucho lo que hicimos —
Me agarro otra vez el pene sobre el pants,
—– ¿a ti también te gusto papi, por eso tienes dura tu cosa, me la dejas ver ?—-
Cuando la tocaba no aguante y sentí llegar el orgasmo y punzando salió el semen, los dos estábamos muy excitados, si me quitaba el pants a lo mejor terminaría metiéndole el pene, la bese en la boca sacándole dedo.
—- princesa, ya tengo rato contigo y tu mami puede venir a buscar, mejor otro día te enseño el pene —-
Le puse la panty y nos besamos
—– que pases buena noche princesa, descasa —-
Al salir me metí al cuarto de el rojo que dormía boca abajo, me quite el condón le baje un poco la trusa y le eche el semen en el surco corriendo al ano, le acomode la trusa y fui al la cocina para tirar el condón a la basura, al baño y a dormir.

Al otro día desperté un poco tarde, cuando me estaba poniendo ropa entro mi esposa y traía en la mano la panty que uso en la noche Laura, se paro frente a mi ensañándomela, pensé que se dio cuenta de la manoseada y mi nena se lo dijo.
—– mira la panty de nuestra nena, ya es una señorita anoche tuvo su primer regla —–
El corazón se me calmo al escuchar eso, agarre la panty mirándola manchada de sangre, pesando si era su regla o la lastime por meterle todo el dedo.
—- como esta mi princesa, con su primer regla esta tranquila o que te dijo —-
Me dio un beso y eso me calmo mas porque Laura no dijo nada.
—– ella ni se había dado cuenta, cuando fui a su cuarto y se puso de pie le vi la panty y se lo dije, al ver la sangre se puso nerviosa diciéndome que no había hecho nada jajaja, entonces le dije que era su regla que ya había hablado de eso con ella, se calmo y sonrió diciendo que lo sabia —
Me calme mas al saber que la princesa no dijo nada.
—- entonces esta tranquila —-
Ella me pidió la panty para irla a lavar.

—- si esta tranquila, la mande a duchar y le di una de mis toallas sanitarias mientras le compro unas para su edad —-
Salimos de la recamara, ella fue al cuarto de lavado y yo a la oficina para ver que pasaba en sus cuartos, el rojo estaba despierto aun acostado con una mano bajo la trusa jalando su pene, mi princesa estaba desnuda frente al espejo mirándose, entro mi esposa sacando una panty y corpiño, le ayudo a ponerse la panty y le enseño a poner la toalla sanitaria para no manchar la panty, le puso un mini short gris y un vestido de una sola pieza color rosa con blanco que le quedaba un poco arriba de las rodillas.
Sebastián seguía masturbándose, al salir ellas del cuarto mi esposa le dijo al rojo que ya bajara a desayunar, se puso de pie quitándose la trusa, se puso un suspensorio blanco con un shorts y playera.
Laura me vio y fue conmigo para saludarme, mi esposa se fue a la cocina mi nena se metió entre las piernas pasando los brazos por el cuello, nos besamos en la boca y metí la mano bajo el vestido acariciando las nalgas sobre el shorts, le dije al oído
—- princesa, no te lastime anoche por meterte el dedo —-
Me acaricio la cara.
—- no papi, hace un días también me salió sangre de mi periodo, pero fue poca y no le dije a mami —
Nos besamos en la boca y vi que bajaba el rojo, le saque la mano para que no viera que estaba manoseado a su hermana, entro a la oficina y Laura se separo de mi, le di su beso al rojo y fuimos a desayunar.

Fuimos a comer fuera y dar una vuelta, compre unas pizzas y regresamos a ver películas en la televisión hasta que nos fuimos a dormir, al entrar con Laura solo le di su beso
—- que descases princesa, hoy no hacemos nada para no lastimarte —
Me dio un beso en la boca.
—- no te preocupes papi, no me lastimaste —
Después de darle las buenas noches Sebastián fui a verlos por las cámaras, pero se durmieron sin hacer nada.
El domingo no tenia juego el rojo por lo que mi nena tampoco iba de porrista, nos despertamos tarde, después del desayuno nos duchamos y los lleve a dar una vuelta y comer hamburguesas, al regresar a casa Sebastián salio a jugar con los amigos y Laura a ver películas con su mama y les dije que iba a adelantar un poco del trabajo que hacia para la universidad, fui al cuarto me desnude solo me puse una playera, shorts, y condón.
Fui a la computadora a ver lo que había hecho con mi princesa y rojo masturbándome como adolescente viendo porno, de lo excitado que estaba tuve dos orgasmos saliendo abúndate semen en el condón.

Al otro día había colegio por lo que se subieron a acostar a las nueve y media, subí a darles su beso sin provocar a mi nena para no manosearla, después de darle su beso al rojo regrese a ver si hacían algo, se durmieron y apagaron las cámaras, así que también apague todo y fui a hacer sexo con mi esposa.
Durante la semana por las cámaras vi que mi nena no andaba caliente, solo se ponía a bailar frente al espejo en ropa interior o desnuda, tampoco anduvo dejando que su hermano la mirara, el rojo si lo vi masturbarse y meterse el dedo en el baño y cuarto al cambiarse el uniformo o en la noche antes de dormir.
El domingo si tenía juego de fútbol el rojo y mi nena de porrista, por lo que fui a verlos por las cámaras, ella se desnudo poniéndose el leotardo sin ropa interior y faldita de porrista, mirándose en el espejo hizo algunas de las evoluciones para ver que tanto dejaba ver. El se desnudo poniéndose la licra blanca mirándose en el espejo como se le marcaban los testículos y pene parado, giros para verse las nalgas antes de ponerse el shorts y playera.

Bajaron y fuimos al deportivo, al llegar me senté donde estarían las porristas, antes de empezar el partido vi sentado cerca a uno de los padres con su esposa que la vez pasada andaban de calientes mirando a Laura.
Al empezar el juego miraba mas a las porristas que el partido, poniéndome excitado al verlas abrían las piernas en las evoluciones y como a unas se les salías a la panty del leotardo, termino el primer tiempo y mire que la esposa del mirón se fue a sentar con otras madres a hablar, al empezar el segundo tiempo me fui a sentar a su lado, al verme se sintió incomodo y apenado
—- buen día, viendo jugar a su hijo o a las lindas porristas —-
Me miro algo nervioso pues ya sabio quien era.
—- buenos días profesor, a mi hijo juega con el numero siete —-
Hizo una pausa y agrego.
— y pues si miro a las lindas nenas en sus evoluciones —-
Miramos el juego y a ellas por un rato sin hablar hasta que Laura hizo unos giros y termino haciendo puente frente a nosotros viéndose como el leotardo se le metió al surco de la vulva abultada, el me miro.

— su nena destaca mas que las otras, lo hace muy bien lo felicito —-
Lo mire contestado.
—- es que mi nena hace gimnasia desde los cuatro años, por eso tiene mas elasticidad que otras nenas —-
Hice una pausa para saber que tan morboso era y agregue.
—- mi nena, creo ya sabe que cuando los nenes y hombres la ven abriendo las piernas, hace que se les ponga duro jajaja —
El sonrió.
—- tiene razón su hija, seguro a todos los del equipo se les para la pija al verlas jajaja —-
Seguimos mirando el juego sin hablar hasta que termino, como si Laura supiera lo que hable con el morboso, se metió a las gradas me dio un beso.
—- papi, quede muy cansada y acalorada me compras un helado —
Mientras decías eso se sentó en el piso frente a nosotros con las piernas abiertas, el morboso le miro la concha marcada y metida en el surco sonriendo, deje que la mirara un poco mas antes de decirle se parara para ir por el helado, el ponerse de pie quedo frente a mi, metí las dos manos bajo la falda acomodando el leotardo, al ser la falda muy corta el vio como metí unos dedos bajo el leotardo para bajarlo y sacarlo de sus surcos, mientras le dije.

—- nena, te estabas comiendo el leotardo jajaja —
El y ella sonrieron, caminamos al puesto de helado y el fue tras de nosotros.
—- profesor, si me permite yo le compro el helado a la nena por lo bien que hace las evoluciones —
Ella se adelanto y el agrego sonriendo.
—- en unos pocos años va a tener que estarle espantado los pretendieres a su hija, es linda y todos van a querer con ella jajaja —
Sonríe contestado.
— tiene razón, si a los nueve hasta los hombres la ven, en unos años mas van a querer con ella de todo jajaja —-
Llegamos al puesto, le compro el helado y llego su hijo, esposa y el súper rojo, el señor también pago el helado del rojo, nos despedimos y al ir camino al auto me separe un poco con mi princesa de mi esposa y rojo diciéndole.
—- princesa pusiste tan caliente al señor, que seguro tenía el pene parado y hasta te compro un helado jajaja —
Me miro sonriendo.
—- entonces por eso fue que me acomodaste el leotardo para ponerlo mas caliente jajaja —
La mire sonriendo y le cerré un ojo.

De regreso a casa compramos comida hecha para quedar en casa a descasar mirando películas.
Después de bañarse Laura se puso un conjunto de corpiño y panty bikini anaranjado con los tirantes y resortes rojos, un short verde corto y pegado, como hacia calor no se puso playera, mientras se vestía ella Sebastián se duchaba jalándose el pene y metiéndose un dedo al ano, al terminar fue a su cuarto y continuo masturbándose mientras de un cajo saco un plumón se paro de espaldas al espejo empinándose y se lo metió al ano, haciendo que recordara que yo también que lo que me metí al ano después de mi dedo fue un marcador, ya ensartado se paro de frente al espejo con las piernas abiertas sacando y metiendo el marcados, con la otra mano se acariciaba las nalgas, muslos, abdomen y pechos, no paro hasta que le salieron disparados los chorros de liquido, se quedo quieto dejando el marcador dentro, el pene le punzaba abrió la puerta asomándose al pasillo, su hermana aun estaba en su cuarto peinándose y pense que iba con ella, salio y se encendió la cámara del baño, se saco el plumón lavándolo y se limpio el ano y nalgas con papel sanitario, regreso a su cuarto saco una bermuda y playera verde olivo militar y se vistió sin ponerse trusa.
Después de la comida nos sentamos los cuatro a ver una película, mientras la veíamos mire que el rojo se tocaba el pene sobre la bermuda, al terminar esa película como mi esposa y princesa querían ver una película de romance y no le gustaban al rojo y a mi el pidió permiso de salir con los amigos y yo me fui a la computadora a adelantar algo de mi trabajo.
Paso una hora y entro el rojo con su amigo Orlando diciéndole a mi esposa que iba a su cuento para que viera su colección de autos, los vi subir corriendo las escaleras entraron al cuarto y se encendió la cámara, Sebastián emparejo la puerta y se quito la playera y bermuda viéndose sus testículos colgados y pene duro se lo agarro.

—– si me lo jalas yo te lo chupo como el otro día jajaja —
El nene se pego a el agarrándole el pene.
—- jajaja lo tienes muy grande, si te lo jalo pero no me eches eso que te sale —-
Al verlos de calientes se me paro el pene, busque en uno de los cajones un condón, me saque el pene y lo puse para no mojar mi ropa.
El nene se lo empezó a jalar, el rojo se dejo un poco y le bajo el pants y trusa al amigo para mastúrbalo también, durante unos quince minutos los dos estuvieron disfrutando lo que sentían sin hablar solo se escuchaba el rudo que hacían las manos al estar jalando los penes, su respiración y a veces risitas, el rojo ya tenia los testículos muy pegados a punto de terminar y le dijo
—- ya me vas a sacar el líquido, me dejas echártelo en la pija, bolas y después te lo limpio con la lengua jajaja —
El le soltó el pene y se separo un poco
—- es que no me gusta que me eches eso —-
El rojo se toco las bolas.
—- si dejas que te la eche te limpio lamiéndote y chupando la pija y después dejo que me lo metas al ano un poco jajajaja —
Cuando le decía eso le dio la espada y se metió un dedo al ano, el nene sonrió.
—- jajaja a poco si dejas que te meta el palo jajaja —-
El rojo se agarro el pene pegándolo al de el.

—– si me dejo, ya va a salir el líquido —-
Vi salir y escurrió su líquido por el cuerpo, pene y testículos del nene que se quedo quieto, cuándo termino se agacho frente a el lamiéndolo para limpiar el liquido y después se la mamo, mientras se la mamaba se metió un dedo al ano, solo se escuchaba la risa del nene por lo que veía y sentía
—- jajaja te metes el dedo por atrás y me mamas pija jajaja —-
Se lo mamo un poco, se puso de pie parándose frente a la cama, abrió un poco las piernas se empino poniendo las manos en la cama, el caliente del rojo le estaba dando las nalgas a su amigo.
—- Orlando méteme el palo —-
El nene se puso tras de el, se agarro el pene poniéndolo en el ano y se lo ensarto entrando fácil por tenerlo chico, se empezó a mover muerto de risa.
—- jajajaja, si te entro el palo como a las mujeres en las películas —
El rojo no dijo nada, pero por la cara que tenía supe que estaba gozando y a punto del orgasmo, diciéndolo con respiración entre cortada, al mirarlos hacerlo me jalaba el pene muy rápido.
—- dale, dale, mas rápido ya me sacas líquido otra vez —-
El rojo dejo salir tres gemidos de placer cuando le llego el orgasmo, los chorros de liquido fueron a caer en su cama, el nene continuaba bombeándolo rápido, al ver como lo estaba bombeando no aguante y eche fuera el semen.
—- que rico sentí, ya saca tu palo jajajaja —
Cuando se lo saco se lo agarro.

—- lo tienes chiquito pero me hiciste sentir rico jajaja —
Le acaricio las nalgas picándole el ano con la otra se agarro el pene y agrego.
— quieres que yo te ponga mi palo por atrás jajaja —-
El nene se separa agarro su trusa y se empino para ponérsela, el rojo aprovecho lo agarro de la cintura y las pego a sus nalgas el pene, el nene se movió para quitarse
—- si quieres otro día dejo que me lo metas otra vez jajaja —
Lo soltó y los dos se pusieron la ropa riendo, cuando iban a salir el nene le dijo.
—- rojo, no le vayas a decir a nadie que me mamas el palo y te lo meto jajaja —
Sebastián le metió la mano bajo el pants y trusa acariciándole el pene.
—- no te preocupes, me gusta tu palo aunque este chico, cuando quieras dime y te lo mamo jajaja —
Los vi bajar muy sonrientes y salieron a la calle después de hacer sexo.
Quede muy excitando por lo que vi otra vez el video de lo que hicieron, me saque el pene y me masturbe cuidado que no viniera mi esposa o nena hasta echar fuera mas semen.

Después de cenar vimos un poco televisión, al ver a Sebastián sabiendo que no traía trusa me tenia caliente, a las nueve y media subieron para dormir porque al otro día había colegio, fui a la oficina a mirarlos, Laura se quito la ropa y fue en corpiño y panty al baño a lavarse los dientes y orinar, Sebastián se quito la ropa viendo que su pene lo tenia un poco parado con los testículos colgados, saco del cajón una trusa bikini blanca con franjas negras y se la puso, cuando vio que su hermana salio del baño fue el, espere a que mi esposa fue a darle sus beso a Laura y después a Sebastián.
Aun seguía muy excitado por lo que vi hacer a el rojo con su amigo, subí a darles su beso de buena noche, no tarde mucho con mi princesa y me pase al cuarto del rojo, al entrar vi que saco la mano de la trusa el pene hacia carpa de circo, me senté en la cama y cuando le daba un beso de piquito puse la mano en la trusa tocándole el pene y le dije
—- súper rojo, tu pene esta muy duro, tienes ganas de masturbarte jajaja —
Sonrió apenado sin contestar nada, estaba muy caliente así que con una mano baje la trusa del frente saltado el pene parado, se lo agarre con la otra mano jalándolo despacio.
—- rojo, quieres que te ayude a sacar tú líquido como el otro día jajaja —
No contesto, en la cara tenía una gran sonrisa y continué jalándole el pene para que disfrutara, continué unos cinco minutos sin hablar y le dije
—- se siente mas rico cuando alguien te ayuda a masturbarte, apoco nunca lo has jugado cosas calientes con amigos o amigas jajaja —
Sonrió por lo que dije contestado.

—- no papi, no hago nada, yo solo me masturbo —
Vi que sus testículos ya los tenía pegados al cuerpo y se la jale un poco más rápido, mi nene estaba gozando la paja que le hacia, mientas yo sentía el mío punzado atrapado bajo la ropa, por momentos sentía ganas de meterme su pene a la boca y mamárselo pero me controlaba, el puso una mano cerca de su pene.
—- papi, ya se me va a salir el liquido —
Le di otros tres jaladas, sentí que le punzo pare de moverlo sin soltarlo y salieron disparados los chorros de liquido cayendo en el pecho y abdomen, se le salió un gemido con una gran sonrisa, le di un beso de piquito
—- si tenias muchas ganas, te salió mucho liquido jajajaja —
Sonrió y empezó a untarse el líquido en el cuerpo.
—- si papi, a veces me sale mucho, otras veces poco jajaja —
Me dio un beso de piquito subiéndose la trusa.
— ya tengo sueño papi —-
Estaba muy caliente y quería continuar, pero me tuve que aguantar.
—- buenas noches que descases —-
Baje a la oficina a ver el video de lo que le hice mientras me masturbaba para bajarme lo caliente.

Empezó la semana mirando por las cámaras que no andaban de calientes entre ellos, el rojo por las noches se masturbaba antes de dormir, el miércoles baje a verlos ponerse el uniforme, Laura se estaba duchando Sebastián estaba acostado tocándose el pene esperando que saliera, se puse de pie, salió de su cuarto y se encendió la cámara del de Laura, vi que fue al mueble abriendo el cajón donde estaba la ropa interior, estuvo buscando y saco un corpiño y panty bikini rosa fuerte con encajes rojos en los resortes, cerro el cajón y regreso a su cuarto escondiéndolo el conjunto en su cajón.
Salió Laura del baño y el rojo se fue a duchar jalándosela un poco, mi princesa se estaba peinada frente al espejo en corpiño y panty bikini blanca con estampado de Hello Kitty y mi esposa la ayudaba, el rojo se quito la toalla saco la ropa interior de su hermana y se la puso mirándose en el espejo un momento, se quito el corpiño y se puso el uniforme quedándose con la panty donde se notaba su pene parado, escondió el corpiño en su cajón y bajo, entro a la oficina a darme mi beso y por su mochila, saque de la pantalla la imagen del cuarto de Laura, cuando nos dimos el beso de buenos días tenia ganas de tocarlo al saber que andaba de caliente con panty de su hermana pero me contuve.

Fuimos al colegio, al dar la clase se me olvido que Sebastián traía puesta la panty de Laura, en el receso tuve que ir con el director para llevarle unos papeles de mis alumno y nos tomamos un café.
Regrese al salón un poco antes de terminar el receso parándome en la puerta esperado que entraran, el primero que subió fue Aldo mi amante que traía una gran sonrisa, se paro frente a mi
—- profesor, que cree que pasó el receso —
Me extraño lo que decía mas por lo feliz que estaba, me fije que nadie viniera y le di un beso rápido en la boca
—- que paso lindo —
El miro que nadie estuviera en el pasillo.
—- en el receso el rojo me pidió intercambio de calzón jajajaja —-
Al decirlo subió su playera y jalo un poco el pantalón dejando ver la panty de mi nena y agrego
— pero su hijo traía panty como yo jajajaja, espero no se enoje profesor —-
Sebastián andaba de caliente y quería poner caliente a mi amante, por eso se puso panty de su hermana y le pidió intercambia a Aldo, que en el colegio todos sabían era gay, por el pasillo ya venían algunos nenes y nenas, espere que entraran.

—- no tengo porque enojarme, si el quiso intercambiar contigo a lo mejor le gustas, pero la panty que traes es de mi nena, no es de Sebastián —
Sonrió.
——me lo imagine profesor, se que el usa trusas bikini, pero me gustaron las panty de su nena jajaja —
Ya estaban todos los alumnos por lo que entramos y di la clase, al terminar la clase les puse la tarea y salieron diciéndole a mi amante que se quedara, ya a solas cerré la puerta y le baje el pantalón para verlo con la panty de mi princesa, nos besamos en la boca acariciándole las nalgas, el me bajo la ropa jalándome el pene, después se agacho para mamarlo hasta sacarme semen, cuando termino se puso de pie me agache, le baje un poco la panty y se la mame para que me diera semen.
Al terminar le subí la panty y besamos de lengua.
— el caliente del rojo seguro se va a sacar sus líquidos con tu panty jajaja —
Me toco el pene.

—- no importa que el rojo moje mi panty profesor, porque yo voy a mojar la de el jajajaja —
Nos acomodamos la ropa, antes de salir nos besamos de lengua.
Me puse muy excitado el saber que el caliente del rojo traía la panty de mi amante, al llegar a casa los fui a ver cuando se cambiaran, Sebastián se quito el uniforme mirando en el espejo la panty negra de encaje de Aldo, se le notaba el pene parado, se acaricio las nalgas, bolas y pene sobre la panty hasta que escucho que lo llamaban a comer, se puso una bermuda café claro, playera y bajo.
Al estar comiendo y cuando hacían la tarea al mirarlo me lo imaginaba en panty por lo que tenia el pene muy duro, al terminar la tarea no salió con los amigos porque teníamos clase de karate, fue a la sala a ver un poco la telenovela con su mama y hermana.
Cuando Laura subió a ponerse el leotardo para ir a gimnasia, el rojo subió a su cuarto se quito la bermuda y panty, se puso una trusa bikini azul oscuro, se puso uno de los suspensorios y bermuda, escondió la panty y bajo para ir al karate.
Al regresar se ducharon, vi que se puso la panty y encima la trusa bikini para que no se viera, así bajo a cenar y ver un poco de televisión, me di cuenta que se cuidaba para que no nos diéramos cuenta que traía la panty eso me fue poniendo caliente.
Cuando llego la hora de dormir se subieron y fui a verlos por las cámaras, Laura tuvo su rutina a lavase los dientes, orinar y acostó, Sebastián se paro frente al espejo bajando un poco la trusa para ver la panty tocándose, cuando escucho a su mama se acomodo la trusa y se acostó tapando con una mano la trusa para que no notara el pene duro esperado a que entrara, espere a que mi esposa les diera su beso y subí yo, fui con mi princesa solo le di su beso y las buenas noches, antes de entrar con el rojo pensé que aunque andaba muy excitado me tenia que controlar porque lo podía avergonzar si lo descubriera que traía panty, al entrar puso una mano sobre la trusa para que no viera que tenia el pene parado, le di su beso y las buenas noche saliendo rápido para ir a ver que hacia.

Fui rápido a mi cuarto a ponerme un shorts sin trusa y baje a ver por la pantalla, el rojo se puso de pie quitándote la trusa, se estuvo tocando sobre la panty saco del cajón el plumón jalo la entre pierna de la panty y se lo ensarto, empezó a sacarlo y meterlo acariciado su cuerpo con la otra mano, me puse condón para masturbarme y no ensuciar el piso, no tardo mucho en tener orgasmo mojando la panty, siguió de caliente metiéndose y sacándose el plumón, mientras lo miraba quería saber que se estaba imaginado el rojo mientras se masturbaba y picaba el ano, escuche cuando gimió al llegarle otro orgasmo, me jale rápido el pene hasta que también me llego el orgasmo, saco el plumón del ano se acomodo la panty que del frente se miraba mojada, abrió la puerta y salió, pensé que iría al baño pero escuche que bajaba las escalera, apague la pantalla y me escondí para que no me viera, lo vi pasar a la cocina y escuche que tomaba agua, salió y camino por la sala se paro en la puerta de la oficina, si entraba seguro me vería pero subió las escalera entro a su cuarto, se puso la trusa sobre la panty mojada y se acostó a dormir.
Mire el reloj, el rojo estuvo dos horas de caliente, apegue todo y subí a dormir.
Apenas amaneció me duche y baje de morboso a espiarlos.

Fue la rutina de todas las mañanas, se ducharon, mi esposa ayudo a peinarse a Laura, el rojo después de ducharse con el pene parado se puso la panty de Aldo y el uniforme de deporte bajando a desayunar y nos fuimos al colegio.
Al llegar al colegio busque en el patio a mi amante y lo lleve a donde no nos escucharan.
—- buenos días Aldo, te divertiste mucho con la panty de mi nene y nena jajaj —
Sonrió
— si profesor, me puso cachondo porque las uso el rojo, pero al rato tendremos que cambiar otra vez jajaja —-
Toco la campana para entrar a los salones, subimos juntos hablado de otras cosas.
Di la clase hasta el receso, al salir le dije a Aldo.
—- querido voy a la cafetería de profesores, desde ahí los miro cuando hagan el intercambio de panty jajaja —
Sonrió agarradme la mano.
—- no se preocupe profesor si no nos ve yo le digo regresando a clase —-
El bajo al patio y yo me fui a sentar a la cafetería, Laura y Sebastián estaban sentados en la banca comiendo su almuerzo y hablaban, el se había quitado el pants y estaba con el shorts de deportes, Aldo estaba de pie cerca tomando un jugo y comiendo algo, cuando terminaron de comer el rojo fue a tirar la basura y Laura se fue con las amigas, el regreso a la banca se sentó y abrió un poco las piernas, Aldo camino hacia el cuando lo miro Sebastián abrió mas las piernas para que le viera la panty, Aldo camino a los baños y el rojo tras de el, entraron y tardaron unos cuatro minutos en salir, se dieron la mano y cada quien se fue por su lado con sus amigos, Sebastián hablo con Orlado el vecino hasta que termino el receso.

Me fui a parar a la puerta, Aldo se quedo conmigo hasta que entraron todos al salón, sin que lo vieran me dejo ver que ya traía su panty.
—- ya hicimos otra vez el intercambio profesor, pero cuando salíamos me dijo que si otro día intercambiábamos otra vez, creo a el también le gusta usar panty jajaja —
Le puse una mano en el hombro.
— no se si le guste usar panty, pero si he notado que estos últimos días a andado muy caliente, seguro anda buscado hacer sexo con alguien y como sabe que eres gay a lo mejor quiere contigo jajaja —
Sonrió también y entramos al salón, di la clase ya para salir les puse tarea, al sonar la campana empezaron a salir y mi amante se quedo conmigo en el escritorio, ya solos mientras guardaba mis cosas en el portafolio me dijo
— profesor, es cierto eso que dijo, que el rojo quiere hacer sexo con migo, es verdad o solo lo dijo de broma —-
No le podía decir que espiaba a mi nene y nena con cámara, viendo como Sebastián se masturbo y metió un plumón con su panty, ni que se masturbaba con unos amigos, primos y como Orlado le metió el pene, le sonreí

—- Aldo tu eres mi amante, pero si te gusta mi nene y el quiere hacer sexo contigo lo pueden hacer, solo con una condición —
Mire que se puso feliz
—- que condición profesor —
Me fije que nadie estuviera en la puerta le di un beso en la boca.
—- si llegan a hacer algo de sexo, me cuentes que hicieron —
Sonrió y me regreso el beso en la boca.
—- gracias profesor, le prometo decirle si el rojo y yo fajamos jajaja —
Salimos del salón, el se fue a la salida y yo a la dirección a pasar el reporte del día.
De regreso en casa fui a la oficina a verlo cambiarse, seguía muy excitado se masturbo y pico el ano sin quitarse la panty de su hermana hasta mojarla con su liquido, cuando lo llamaron a comer se puso un pants y playera quedándose con la panty mojada.
El rojo estaba tan excitado que al terminar la tarde fue a su cuarto a manosearse y meterse el plumón para sacarse liquido y antes de dormir, después que fui a dale su beso lo hizo otra vez.

Al verlo así de caliente supe que Sebastián, si andaba excitado con ganas de hacer sexo con una nena o nene.

De nuevo al escribir el relato me llegaron nuevas ideas y se fue alargando, me quedaron otras ideas de situaciones entre el profesor con su nena y nene, la nena con su prima y amiga, el nene con los primos, el vecino y un encuentro con el amante del profesor y algunas otras, pero eso lo escribiré en una parte mas del relato, si es de su agrado, gracias.

Sebas.

4 comentarios
  1. Por Que Ria 15
    Por Que Ria 15 Dice:

    muy buena saga, esperaremos la continuacion, me muero de curiosidad ver como el profesor compartira a su deliciosa nena con el hombre que le compro el helado.

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario